2

Soñé que estaba en un claro de un bosque. No me acuerdo de si caminaba solo o con alguien más, atravesaba el claro y desde una pendiente donde todavía me era posible mirar hacia donde estaba, puse una rodilla en el suelo. Bajo la vista y advierto un dispositivo rudimentario extrañísimo. Parece una piedra de río que tiene un palo colocado de forma horizontal. Soplo una vez sobre el palo y la piedra. Soplo por segunda vez y observo que los árboles que rodean el claro se mueven. Soplo una tercera vez con más fuerza y los árboles se estremecen furiosos. Estoy por soplar en una cuarta ocasión, cuando siento una luz en la espalda. Es una luz violenta que me hace voltear, quito la rodilla del suelo y me volteo hacía el cielo para ver de dónde proviene la luz. Es un platillo volador que flota justo arriba de mi cara. La luz se hace más intensa, lo llena todo. Luego me despierto.